El “Sí” ha triunfado en el referéndum celebrado este viernes 25 de mayo en Irlanda por 68% según las encuestas a pie de urna y tras el reconocimiento de la derrota de la campaña anti-aborto. Esta victoria implica la eliminación de la disposición constitucional que prohíbe el aborto en todas las circunstancias salvo si existe riesgo para la vida de la embarazada.