El principal acusado del crimen terrorista contra las dos turistas escandinavas, que fueron degolladas en una región montañosa en Marruecos, estaba bajo la vigilancia de las autoridades, informó hoy el diario Ahdaz Magrebiya.

El rotativo indicó que el sospechoso principal (A.J) era conocido por los servicios de seguridad y fue condenado en 2013 a dos años de cárcel por intentar viajar a Siria para hacer la yihad e incorporarse al grupo terrorista Estado Islámico.

La misma fuente añadió que el acusado principal se desplazaba por las pequeñas aldeas que rodean la ciudad sureña de Marrakech, y trataba sin éxito de convertirse en un imán en las pequeñas mezquitas de estas localidades con el objetivo de adoctrinar y reclutar a posibles yihadistas.

El acusado principal apareció, junto a otros tres, en un vídeo – pocos días antes de asesinar a las dos turistas – en el que juraba lealtad al Estado Islámico. La autenticidad de la grabación fue confirmada anteriormente por la Fiscalía marroquí.

Fuentes de seguridad cercanas al caso dijeron anteriormente a Efe que hay diecinueve arrestados en el marco de este caso, cuatro de los cuales son los principales acusados que degollaron a la danesa Louisa Vesterager Jespersen (de 24 años) y la noruega Maren Ueland (de 28), el pasado 17 de diciembre el valle Imlil, en el Alto Atlas, una zona conocida por el turismo de montaña.

Los otros quince sospechosos fueron detenidos en diferentes ciudades del país (Esauira, Chtouka ait Baha, Marrakech, Casablanca, Sidi Benur y Tánger) a medida que avanzaban las investigaciones sobre su posible implicación y ramificaciones del grupo.

Las mismas fuentes apuntaron que un primer grupo de los sospechosos comparecerá ante el fiscal competente antes del fin de año, coincidiendo con el final del período de la custodia policial.

El ministro de Interior marroquí, Abdeluafi Laftit, aseguró el pasado lunes ante el Parlamento que el crimen terrorista contra dos turistas escandinavas fue “un acto aislado” cometido por “lobos solitarios”.

Por otra parte, fuentes judiciales informaron hoy a Efe que un marroquí fue condenado ayer por el Tribunal de Primera Instancia de Alhucemas (noreste) a un año de prisión por incitación al terrorismo.

El condenado, de 36 años, comentó en su cuenta en Facebook que los terroristas no tenían que haber matado a las dos turistas escandinavas sino al presidente del Gobierno, Sadedín Otmani.

Tras conocerse el crimen contra las dos turistas escandinavas, todo el país, la clase política y la sociedad civil condenaron vigorosamente el acto terrorista y se multiplicaron las sentadas de solidaridad para homenajear a las dos víctimas.